Las partículas sólidas en el agua como arena, limo, arcilla o desechos pueden obstruir los sistemas de riego por goteo. Por esta razón, los filtros que eliminan todas estas partículas del agua son absolutamente necesarios e indispensables, para luego introducir sólo agua limpia en el sistema de riego.

¿Por qué es importante utilizar agua filtrada?

Debido a que una de las características de las cintas de riego por goteo es su tamaño reducido, de hecho, pueden emitir agua de 0.6 – 1.0 – 1.5 – 2.0 litros por hora por punto de gotero. Por lo tanto las cintas de goteo pueden obstruirse fácilmente si en el agua del sistema de riego hay partículas sólidas inorgánicas como arena, limo y arcillas.

Sin embargo, aquellos que utilizan aguas superficiales como, por ejemplo, el agua de los consorcios, las aguas fluviales, las aguas del lago también tienen el problema de sustancias orgánicas como algas, mucílagos, sustancias de arcilla de diámetro mínimo, que tienen un efecto aún más obstructivo de las partículas sólidas.

Varios tipos de filtros

Se han diseñado diferentes tipos de filtros, cuya elección depende de la extensión del terreno cultivado, da cómo se ha estructurado el sistema en relación con la disponibilidad de agua,  por lo tanto, el cuerpo y la calidad del agua:

  • Filtros de malla
  • Filtros de discos
  • Filtros de grava y arena
  • Filtros de hidrociclón

 

Filtro de grava y arena para riego

El proceso de filtración de estos filtros toma su ejemplo del flujo natural de agua que cruza las capas de suelo antes de llegar al acuífero subterráneo.

El agua se introduce en el filtro, que consiste en un recipiente generalmente metálico, que en su interior, tiene una capa de masa filtrante que consiste en «arena» – mejor si sílice – de diferentes tamaños, pero generalmente, entre 0.3 y 1.5mm, de modo que los goteros de paso entre ellos, son < 100 micras: las partículas suspendidas, tanto orgánicas como inorgánicas, presentes en el agua, que pasan a través de esta capa, vengan blocadas y a medida que el agua  fluye hacia abajo se vuelve  cada vez más limpia.

La arenilla puede estar compuesto por: arena, grava u otros materiales granulares seleccionados. El grado de filtración depende del tamaño real de la caja de arena y de la velocidad del agua que pasa a través del filtro.

Al final el agua se drena con elementos adicionales de drenaje para luego escapar limpia.

Filtro con arena de sílice

Un tipo particular de filtro de arena es el que utiliza la arena de sílice, en   0,3-1,2 mm como elemento de filtrante

El lecho de arena de sílice, esta vez colocado horizontalmente, atrapa partículas sólidas del agua. La parte principal del filtro, el lecho filtrante, que se coloca horizontalmente ocupa una superficie de filtrado más grande, por lo que es definitivamente un tipo de filtro más potente respecto a otras tipologías.

Si la instalación está equipada con un sistema de fertiirrigación, lo correcto sería asegurarse de que la inyección del abono o fertilizantes  tenga  lugar a la salida del  filtro de arena, y antes del filtro de  seguridad de malla y/o a discos..

Aplicaciones

Al ser un sistema de filtración de precipitación estática, es prácticamente adecuado para cualquier tipo de filtración de agua de:

  • Ríos
  • Canales
  • Lagos
  • Aguas subterráneas
  • Pozos

 

Grado de filtración

Es equivalente a una filtración de 40 a 80 micras: esencial, pero que se respeta el parámetro de la baja velocidad de paso del agua a través de la masa del filtro. Velocidad que nunca debe superar los 0,5 metros/segundo, para evitar el efecto de arrastre de partículas que, además del efecto físico, han sido detenidas por cargas electrostáticas débiles dentro de la masa filtrante.